Los probióticos de cepas múltiples tienen beneficios psicológicos

Según un nuevo estudio en humanos, una dosis diaria de probióticos de cepas múltiples puede proporcionar una mejora significativa del estado de ánimo con una reducción de la depresión, enfado y fatiga y una mejora de la calidad del sueño. Un anterior estudio confirmó la utilidad de un probiótico con una unica cepa (Lactobacillus plantarum P8) para aliviar el estrés y la ansiedad en adultos estresados.

El estudio doble-ciego y controlado con placebo dirigido por los investigadores de la Universidad de Verona (Italia), Azienda Ospedaliera Universitaria Integrata (Italia), Microbion SRL y Biolab Research proporciona conocimientos actuales sobre los efectos beneficiosos de los probióticos sobre el bienestar psicológico, medido por los cambios del estado de ánimo, dimensiones de personalidad y calidad del sueño.

El informe de los investigadores declara: “Estos hallazgos corroboran el efecto positivo de los probióticos en el estado de ánimo y sugieren que la administración de los probióticos podría mejorar el bienestar psicológico mediante la mejora de los aspectos del estado de ánimo y la calidad del sueño”.

Para este estudio se reclutaron a 38 estudiantes sanos de la Universidad de Verona de 18-35 años de edad y se dividieron en el grupo experimental o el grupo de control de forma aleatoria mediante una lista generada por ordenador que aseguraba que la actividad física, genero y edad estaban equilibrados entre los dos grupos.

El grupo experimental consumió una dosis diaria de unas cepas probióticas comercialmente disponibles y ampliamente utilizadas en los suplementos alimenticios (Lactobacillus fermentum LF16, L. rhamnosus LR06, L. plantarum LP01 y Bifidobacterium longum BL04) durante 6 semanas.

Resultados

Se evaluaron el estado de ánimo, las dimensiones de personalidad y la calidad del sueño antes del estudio, al cabo de 3 y 6 semanas y después de un periodo de lavado de 3 semanas. Los resultados se midieron utilizando una serie de pruebas de evaluación. Aquellos que obtuvieron un resultado notable se enumeran a continuación.

La prueba de la Escala Leiden de Sensibilidad a la Depresión Revisada (LEIDS-R) demostró una diferencia significativa entre los grupos en las puntuaciones de aceptación a las 6 semanas.

Los resultados del Perfil de Estados de Ánimo sugirieron que el grupo experimental experimentó una reducción del estado de ánimo depresivo y que el efecto permaneció casi estable después del periodo de lavado de 3 semanas.

Los resultados del Cuestionario de Temperamento y Carácter sugirieron que los participantes que consumieron probióticos durante 6 semanas eran más propensos a buscar nuevas experiencias y más autocentrados que aquellos del grupo de control.

Los resultados del Índice de Calidad de Sueño de Pittsburgh sugirieron que la calidad del sueño se relaciona con una mayor ansiedad, depresión, tensión, ira, fatiga y confusión. Por el contrario, un buen descanso se relaciona con mayor energía.

Los investigadores no encontraron diferencias significativas entre el grupo experimental y el grupo de control en los cuestionarios de la calidad del sueño o el estado de ánimo, pero sí encontraron cambios en el estado de ánimo y la calidad del sueño en el grupo experimental y no en el grupo de control.

En su informe los investigadores señalaron: “El estudio exploratorio demuestra una mejora en el tiempo de diferentes aspectos del perfil del estado de ánimo como la tristeza, la ira o la fatiga solo en individuos saludables que tomaban probióticos”.

“La calidad del sueño también mejoró tras el consumo de probióticos. Cabe señalar que la calidad del sueño se relaciona estrechamente con el estado de ánimo”.

“Precisamente, como se sugiere por las correlaciones significativas entre la calidad del sueño y los cuestionarios sobre el estado de ánimo, cuanto mayor sea la calidad del sueño, mejor es el estado de ánimo en el grupo experimental y el grupo de control”.

“Finalmente, se observaron diferencias significativas entre los grupos en algunos cuestionarios relacionados con la personalidad”.

“En este aspecto, nuestros hallazgos sugieren que la mejora del estado de ánimo mediante el consumo de probióticos puede adicionalmente determinar cambios en las estrategias cognitivas para gestionar problemas mediante la reducción de la sensibilidad a las situaciones negativas, así como la necesidad de gestionarlas”.

“Además, especulamos que la mejora del estado de ánimo puede afectar diferencialmente la predisposición del individuo, por ejemplo, facilitando la búsqueda de la novedad”.

Evidencia creciente

A medida que crece la evidencia de la existencia del eje intestino-cerebro, la nutrición psiquiátrica ha emergido como un campo de investigación prometedor en la comunidad de los alimentos y la nutrición.

Respaldado por estudios que tratan de establecer un vínculo entre la salud gastrointestinal y los trastornos neurológicos, la relación parece estar acelerando el ritmo debido a que los psiquiatras nutricionales se mantienen firmes en cuanto a que el eje intestino-cerebro es la clave para gestionar la ansiedad y la depresión.

Referencias

Marotta., A. et al. Effects of Probiotics on Cognitive Reactivity, Mood, and Sleep Quality. Front Psychiatry. 2019; 10: 164.